...De pronto, vino del cielo un ruido, semejante a una fuerte ráfaga de viento, que resonó en toda la casa donde se encontraban. Entonces vieron aparecer unas lenguas como de fuego, que descendieron por separado sobre cada uno de ellos. Todos quedaron llenos del Espíritu Santo, y comenzaron a hablar en distintas lenguas, según el Espíritu les permitía expresarse... (Hechos de los apóstoles 2, 2-3).

La fiesta de Pentecostés conmemora la llegada del Espíritu Santo a los discípulos de Jesús, después de la Ascensión. Y, tal como lo prometió, el Maestro no les dejó solos. La promesa del Señor se cumple y la Iglesia comienza a caminar con pujanza gracias al influjo del Espíritu. Los apóstoles, hombres sencillos, pescadores del lago, se convierten en doctores de la fe y predicadores de la Palabra. Ese es el gran milagro de Pentecostés. El Espíritu Santo continúa acompañando a la Iglesia en su, siempre, muy difícil andadura. Pero ahí está...recordando que el amor es camino y meta para salvar al mundo. 

Un año más, y debido a la medidas sanitarias decretadas por las Autoridades Sanitarias con motivo a la pandemia que seguimos padeciendo, la imagen de la Virgen María no ha podido visitar los hogares de nuestra localidad durante el mes de Mayo, reuniéndonos en torno a Ella en los Templos.

Como ya hemos informado en esta misma página, tanto en la Parroquia de Nuestra Señora de la Paz, como en la Iglesia de Jesús, durante todo el mes de Mayo, se está llevando a cabo los cultos a María, y de esta manera dedicarle nuestras oraciones y plegarias.

Dentro de las mencionadas visitas de María, estaba la que realizaba a nuestra Casa Hermandad, abriéndole las puertas de par en par; visita que se convertía en un acto entrañable y que contaba con numerosos devotos de la Virgen, y como hemos dicho anteriormente, debido a la Covid-19 no hemos podido realizar. Desde aquí pedimos a María que nos proteja y Esperanza para que todo vuelva lo antes posible a la normalidad. 

PINCHANDO SOBRE LA FOTO, podéis ver el rezo del Rosario del año 2015, que en esta ocasión se realizó en la Iglesia de Jesús, con la Virgen de la Estrella presidiendo el Altar, con motivo de los actos organizados por el XXV Aniversario de su llegada a nuestra Hermandad.

  

 

  

Hoy 15 de Mayo, se celebra la Festividad de San Isidro Labrador, Patrón de los Agricultores y Ganaderos; desde la Iglesia del poblado de San Julián, y oficiada por nuestro Párroco y Capellán D. Miguel Angel Jurado Arroyo, ha tenido lugar la celebración de la Eucaristía en honor de San Isidro Labrador; la cual ha sido retransmitida a través de la RTVM de Marmolejo y diversas redes sociales. 

 
 

El jueves, 13 de mayo, es el día de la Ascensión. Celebración justo cuarenta días después del Domingo de Resurrección, durante el “Tiempo Pascual”. En esta fecha se conmemora la Ascensión del Señor al cielo, en presencia de sus discípulos tras anunciarles que les enviaría el Espíritu Santo. Es un día festivo en muchos países del mundo, siendo una festividad muy antigua que muestra la glorificación de Jesús. Todo un contrapunto a la humillación sufrida durante el suplicio y la muerte que representa la Semana Santa. La Ascensión de Jesucristo es garantía de nuestra propia subida al Cielo, después del Juicio de Dios.

En muchos lugares, se ha trasladado la observancia al Domingo siguiente. Es lo que se conoce como el Domingo de la Ascensión, que este año será el 16 de Mayo y tiene su origen el Nuevo Testamento, Jesucristo se reunió varias veces con sus discípulos durante los 40 días después de su resurrección, con el fin de instruirlos sobre cómo llevar a cabo sus enseñanzas.

...Y sabed que yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo...

Hoy 13 de mayo, se celebra a Nuestra Señora de Fátima.

Emulando aquel día de la aparición de la Virgen a los pastorcitos; os pedimos vuestras oraciones para que nos ayude en estos difíciles momentos y pronto se vuelva a la normalidad.

“Rezad el rosario todos los días para alcanzar la paz del mundo y el fin de la guerra”...